+ Dolor crónico

PARA CONSULTA DE MEDICINA INTERNA A DOMICILIO EN CARACAS CONTÁCTENOS LUNES A LUNES (7:00 AM A 7:00 PM) A TRAVÉS DEL WHATASAPP 0414.325.74.84

Manejo del dolor crónico por el médico a domicilio

Para controlar el dolor, se necesita un plan personal que sea eficaz para el paciente y su familia.

Cuando las personas indican sentir dolor, generalmente significa que una parte de su cuerpo está experimentando una dolencia o malestar. Sin embargo, también puede significar que no se sienten bien. Pueden sentir un malestar general y no en un lugar específico. El dolor puede empeorar si la persona está ansiosa, triste o deprimida.

Aún el dolor intenso puede controlarse bien mediante combinaciones de medicamentos orales. Los medicamentos contra el dolor son más eficaces si se suministran en un horario establecido antes de que el dolor empeore. Usted querrá tratar el dolor cuando se inicia por primera vez y regularmente después de eso. Si la causa del dolor puede ser tratada con otros métodos, la necesidad para el medicamento lentamente disminuirá o desaparecerá a medida que recibe tratamiento para la causa.

El control del dolor puede mejorar la calidad de vida

Si su familiar o usted experimenta dolor por diversas causas (por ejemplo, cáncer), esto puede ser extenuante. Este tipo de dolor puede impedirle hacer las cosas que usted quiere o necesita hacer. Aunque el dolor por cáncer (por ejemplo) no siempre se alivia completamente, hay maneras de reducir su intensidad para que usted pueda realizar muchas de sus actividades cotidianas.

Incluso con los medicamentos contra el dolor que se suministran las veinticuatro horas, el dolor a menudo reaparece entre las dosis. Es posible que el dolor intercurrente requiere de un segundo medicamento que usted puede tomar con seguridad además del medicamento contra el dolor que toma de forma habitual. No se sorprenda si se requiere de más de dos medicamentos para controlar su dolor.

Lo que el paciente con dolor puede hacer

  • Hable con el médico que atiende su caso: en dónde se presenta, cuándo comienza, cuánto dura, cómo se siente, qué lo alivia, qué lo empeora y qué tanto afecta su vida.
  • Si los medicamentos contra el dolor recetados no funcionan como se espera, infórmelo al médico que atiende el caso.
  • Evalúe la intensidad de su dolor según una escala de evaluación del dolor, en la que 0 significa que no tiene dolor y 10 representa el dolor más intenso. Esto le ayudará a describir su dolor a otras personas.
  • Asegúrese de tomar el medicamento tal como se le indicó. Para el dolor crónico, los medicamentos deben suministrarse puntualmente bajo un horario en vez de tomarse sólo cuando el dolor es severo.
  • Conforme se alivie el dolor con los medicamentos, aumente su nivel de actividad física.
  • No espere a que el dolor sea severo para tomar el otro medicamento destinado para el dolor intercurrente (el que surge inesperadamente entre las dosis que toma para el dolor habitual).
  • Evite descontinuar cualquiera de sus medicamentos de forma repentina, en su lugar, reduzca la dosis gradualmente conforme disminuya el dolor. Pregunte al médico que atiende el caso antes de hacer esto, o si tiene alguna pregunta.
  • Algunas personas sienten náuseas incluso al estar tomando la dosis correcta del medicina contra el dolor. Si el medicamento causa malestar, pregunte al médico que atiende el caso si es posible cambiarlo o tratar alguna medicina para controlar la náusea.
  • Algunos medicamentos contra el dolor causan somnolencia o mareos. Comúnmente esto se alivia tras algunos días, pero quizás requiera de ayuda para levantarse o caminar. No intente conducir o hacer cualquier actividad que pueda ser peligrosa hasta que sienta seguridad de los efectos.
  • A las personas que reciben medicamentos contra el dolor por lo general se les dan laxantes o ablandadores de materia fecal para prevenir el estreñimiento, que es un efecto secundario común.
  • Mantenga un registro de cualquier otro efecto secundario que note. Hable de ello con el equipo que atiende el caso.
  • No triture o parta sus pastillas a menos que lo consulte con el equipo que atiende el caso. Si el ingrediente activo en el medicamento se libera de forma gradual, tomar pastillas partidas puede ser peligroso.
  • Si los medicamentos no mantienen el dolor bajo control, pregunte al equipo que atiende el caso sobre tomar otras medidas.
  • Tenga a la mano un suministro de medicamentos contra el dolor que le dure al menos toda una semana. La mayoría de las recetas de medicinas contra el dolor no pueden resurtirse por teléfono, por lo que requerirá una receta por escrito.

 

Médico En Tu Casa cuenta con un médico internista que va a domicilio para tratamiento del dolor crónico de pacientes con dificultades de movilización a un hospital o clínica.

Contáctenos por el WhatsApp 0414.325.74.84.

 

 

¡PARA CONTACTARNOS!

Consulta médica a domicilio, BAJOS COSTOS, Caracas

Todos los días WhatsApp 0414.325.74.84 (7:00 am a 7:00 pm)

MTC